Nuevas dudas recaen sobre el Ejército por denegar información de funcionarios involucrados en eventuales delitos