Siguenos

Vida y Ocio

Un 73% de las compras por celulares no se llevan a cabo.

Publicado

el

Las cifras sobre el e-commerce o comercio mediante internet está dando buenos frutos, pero sólo en versión escritorio. El fenómeno se explica que millones de usuarios vitrinean un tiempo en la página, escogen algunos productos pero al momento de llevar a cabo la compra dejan el sitio o la aplicación.

Esto se debe a que los consumidores a menudo se preocupan porque no ven la imagen completa en una aplicación móvil o porque podrían estar perdiendo ofertas especiales o pasar por alto los costos ocultos, según una nueva investigación. Las preocupaciones sobre la privacidad y la seguridad también pueden motivar a las personas a poner artículos en sus cestas de compras, pero luego renunciar sin pagar.

Aunque las aplicaciones móviles se están convirtiendo rápidamente en una de las formas más populares de comprar en línea, el fenómeno del abandono del carrito de compras es mucho más alto que el de las compras en línea basadas en computadoras de escritorio. Según la firma de investigación de mercado Criteo, la participación del tráfico de e-commerce desde dispositivos móviles aumentó al 46% del tráfico de comercio electrónico global en el Q2 2016, sin embargo, solo el 27% de las compras iniciadas en este canal se finalizaron y las tasas de conversión se retrasaron significativamente con respecto al escritorio compras iniciadas.

Investigadores de la Universidad de East Anglia (UEA), dicen que representa un gran desafío para los minoristas en línea, que están invirtiendo mucho en compras móviles, pero no cosechando las recompensas en ventas exitosas.

“Los resultados de nuestro estudio revelaron una paradoja”, dijo el Dr. Nikolaos Korfiatis, de Norwich Business School en la UEA. “Se supone que las compras móviles facilitan el proceso, y sin embargo, la decisión correcta o si el sitio es lo suficientemente seguro genera una ‘ambivalencia emocional’ sobre la transacción, y eso significa que es mucho más probable que los clientes simplemente abandonen sus carritos de compras sin finalizarla “.

Korfiatis da a conocer que los diseñadores de aplicaciones pueden ayudar minimizando el desorden para incluir solo los elementos necesarios en el espacio de pantalla limitado del dispositivo y organizando sitios a través de una categorización efectiva de productos o opciones de filtro para que los consumidores puedan encontrar productos más fácilmente.

Otras estrategias que pueden inducir a un comprador a completar una compra incluyen agregar ofertas especiales o cupones para una tienda cercana en la etapa de pago.

“Los minoristas necesitan invertir en tecnología, pero tienen que hacerlo de la manera correcta, por lo que la inversión vale la pena”, agregó el Dr. Korfiatis. “Los clientes son cada vez más exigentes y, con las compras móviles en particular, no perdonan los fallos, por lo que ofrecer un servicio integrado e integrado es realmente importante”.

SEGUIR LEYENDO

También podrías leer