fbpx
Conecta con nosotros

Series

Deconstruyendo ‘Chernobyl’: La ciencia que da vida a la popular serie

¡Alerta de Spoiler! La serie que ha conquistado a la audiencia de todo el mundo fue analizada por el cientista de la Universidad de Portsmouth.

Avatar

Publicado

el

Chernobyl, la coproducción de HBO y Sky que narra los hechos acontecidos en torno al accidente de la central nuclear de Chernóbil en abril de 1986, ha conquistado a la audiencia de todo el mundo.


He coordinado numerosos proyectos internacionales de investigación acerca del impacto del desastre de Chernóbil y he realizado decenas de visitas a la Zona de exclusión que rodea a la central.

El grado de detalle de las localizaciones, los objetos y el atrezo han levantado elogios hacia la ficción por su capacidad para ayudar a que los espectadores se sumerjan en el ambiente de los últimos años de la sociedad soviética, incluidos aquellos que la vivieron en primera persona. Sin embargo, la serie también contiene errores y aspectos que han sido inventados para añadir dramatismo a la historia.

1. El accidente de helicóptero

La trágica escena del principio de la serie en la que un helicóptero se estrella al intentar sobrevolar el reactor, accidente producido aparentemente por la intensa radiación, nunca ocurrió. No obstante, las imágenes tomadas desde los helicópteros en los días posteriores a la explosión muestran cortes y distorsiones generados por la radiación concentrada sobre el núcleo del reactor. Existen, de hecho, informes que revelan que los pilotos contrajeron el síndrome de irradiación aguda al ser alcanzados por la radiación desde sus unidades.

2. El “puente de la muerte”

La lenta e imperdonable respuesta de las autoridades no pudo evitar que los ciudadanos de la cercana ciudad de Prípiat permanecieran en el exterior durante el accidente nuclear e incluso algunos se dirigieran al más tarde denominado “puente de la muerte” para ser testigos del incendio. Sin embargo, no existe evidencia de que hubiera fatalidades, así como tampoco hay pruebas de que las dosis de radiación fueran tan altas como para constituir un gran peligro en ese momento.

3. Enfermedades causadas por la radiación en Prípiat

De hecho, debido a la tardía respuesta sobre el posible peligro, los habitantes de Prípiat recibieron una dosis media de unos 30 milisieverts (mSv) o, lo que es lo mismo, la cantidad producida por tres tomografías de cuerpo entero. En la serie se puede observar una escena en la que varios niños parecen estar afectados por el síndrome de irradiación aguda, a pesar de que los expertos no confirmaron ningún caso entre la población de la ciudad; sí ratificaron, por su parte, síndrome de irradiación aguda en 134 individuos, todos ellos bomberos y operarios de la central.

4. “Estás sentada al lado de un reactor nuclear”

En una escena especialmente emotiva, vemos a una mujer embarazada visitando a su esposo (un bombero afectado por el síndrome de irradiacion aguda) en el Hospital Número Seis de Moscú. Este es uno de los muchos testimonios reales que la serie toma prestados del libro Voces de Chernóbil, escrito por la periodista bielorrusa y ganadora del Premio Nobel Svetlana Alexievich.

Los guionistas dan a entender que el feto absorbió altas dosis de radiación emitida por su padre, lo que acabó posteriormente con la vida del recién nacido. En contraposición, un doctor estadounidense que ayudó a tratar a los trabajadores de la central y a los bomberos afirma que los pacientes no constituían un riesgo significativo para los sanitarios y los visitantes. Además, los estudios elaborados no han encontrado pruebas concluyentes que demuestren que los nacidos tras el desastre se vieran afectados por la exposición a la radiación.

El Monumento a los Liquidadores, levantado en homenaje a las personas que se encargaron de la limpieza y descontaminación de la zona y, en la imagen, a los bomberos que contuvieron el desastre. La leyenda reza: ‘A aquellos que salvaron el mundo’. Famagusta Gazette

5. Los reactores no son bombas nucleares

El temor a una explosión nuclear en un rango de dos a cuatro megatones debida a la fusión del núcleo del reactor quedó en nada, afortunadamente. En la serie se afirma que el posible colapso destruiría la cercana ciudad de Kiev y convertiría en inhabitable un alto porcentaje del continente europeo. Pero lo cierto es que las plantas nucleares no explotan como si de bombas nucleares se tratase, y mucho menos las centrales termonucleares (como la de Chernóbil) en una escala de megatones. En cualquier caso, una explosión como la descrita no habría destruido ni la ciudad de Kiev ni habría hecho de Europa un lugar inhabitable.

6. Los buzos

Tres héroes se emplearon a fondo para drenar los tanques de agua situados debajo de la cámara de contención primaria para evitar que el combustible nuclear entrase en contacto con el agua, lo que se pensaba que podría causar una explosión. Finalmente, la tarea que realizaron fue en vano, ya que el análisis subsecuente descubrió que los tanques estaban casi vacíos y que la interacción del agua con el combustible podría incluso haber ayudado a que se enfriase.

7. Los pilotos de los helicópteros

Las intrépidas acometidas de los pilotos de los helicópteros para arrojar boro, arena y plomo sobre las barras de combustible fundido probablemente ayudaron a extinguir el fuego del moderador de grafito. Sin embargo, el núcleo del reactor fundido ardió hasta llegar al primer bloque de contención, apagándose gradualmente por sí solo.

8. Los mineros

El loable esfuerzo realizado por los valientes mineros para cavar un túnel bajo el edificio del reactor para instalar un intercambiador de calor que ayudase a rebajar la temperatura del núcleo también fue en vano, pues nunca se llegó a utilizar, ya que el núcleo se enfrió antes de que fuera instalado. El riesgo de que la radiactividad llegase a la capa freática bajo el reactor, situado cerca de un lago y un río, era elevado, aunque no hubiera constituido un gran problema de contaminación de las aguas.

9. Los liquidadores

Los créditos que aparecen al final de la serie insinúan que no se llevaron a cabo estudios sobre las consecuencias sufridas por los cientos de miles de liquidadores que limpiaron la zona tras el accidente. Lo cierto es que se desarrollaron numerosos análisis sobre este grupo, pero no se llegó a demostrar un aumento de la incidencia de cáncer debido a la exposición a la radiación. Es probable que experimentasen un incremento del riesgo de cáncer, pero sería imperceptible en comparación con otras enfermedades a las que tuvieron (y tienen) que hacer frente, como los trastornos cardiovasculares, el tabaquismo y el consumo excesivo de alcohol (un problema generalizado en todas las antiguas repúblicas soviéticas).

10. Errores

Los científicos son descritos como los héroes de la serie pero, aunque la audacia de numerosas personas tras el desastre fue digna de admiración (incluida la de muchos científicos), la comunidad científica soviética, junto con el sistema político del país, fue en última instancia la responsable de los errores en el diseño del reactor RBMK (Reáktor Bolshói Móschnosti Kanálny), así como de la ausencia de seguridad y de la imperdonable falta de preparación frente a un accidente de tal magnitud.

Una historia para tener más cuidado


Las consecuencias del desastre de Chernóbil no deben ser subestimadas. Muchos estudios realizados con posterioridad han hallado un aumento del cáncer de tiroides, debido principalmente a la ineficacia de las autoridades soviéticas para evitar el consumo de productos contaminados con el radioisótopo yodo-131 en las semanas posteriores al accidente.

Análisis recientes sobre las poblaciones afectadas hasta el año 2015 revelaron que 5 000 de un total de 20 000 casos de cáncer de tiroides podrían deberse a la radiación. Aunque es grave, afortunadamente el cáncer de tiroides es tratable en el 99% de los casos. Por su parte, algunos informes señalan que la reubicación de miles de personas, las consecuencias económicas producidas por el abandono de la tierra y el comprensible miedo a la radiación han supuesto un efecto más negativo que las consecuencias directas de la radiación sobre la salud.

Chernobyl es un producto audiovisual magnífico, y la reconstrucción de los hechos acaecidos antes y durante la tragedia es digna de elogio. Sin embargo, no podemos olvidar que es una serie y no un documental. En los más de 30 años que han pasado desde el accidente se han perpetuado multitud de mitos que, sin duda, han obstaculizado enormemente la recuperación de las poblaciones afectadas.

Después de más de tres décadas, la reparación aún está en vías de completarse. Que sea exitosa no dependerá de la emoción y el drama, sino de la evidencia científica. Las pruebas demuestran que, salvo en el caso de los operarios de la central, los bomberos y los pilotos de helicópteros que se vieron expuestos a altas dosis, el peligro de la radiación es insignificante en comparación con otros riesgos para nuestra salud a los que nos enfrentamos cada día.

Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation. Lea el original.

The Conversation

Series

¿Por qué decepciona el final de Daenerys? La narrativa audiovisual lo explica

Avatar

Publicado

el

Los últimos capítulos de Juego de Tronos han estado acompañados de polémica, pues gran parte de la audiencia considera que la evolución de los personajes ha sido menos lógica que en temporadas anteriores. Entre todos los personajes, el desarrollo más criticado ha sido el de Daenerys Targaryen, por lo que es inevitable preguntarse si su transformación ha estado bien tratada. El análisis desde la narrativa audiovisual tiene algunas respuestas sobre ello.

Los indicios no son justificaciones narrativas


Aunque gran parte de la audiencia ha criticado el desarrollo de los acontecimientos en el episodio “Las campanas” (8×05), otros espectadores han defendido que existían muchos indicios que señalaban la decisión de Daenerys de reducir Desembarco a cenizas.

Francesco Casetti y Federico di Chio definen los indicios como aquellas huellas que “nos conducen hacia algo que permanece en parte implícito: los presupuestos de una acción, el lado oculto de un carácter, el significado de una atmósfera, etc.”

Los indicios sugieren debilidades, pero también las fortalezas de los personajes, pues se utilizan para expresar sus motivaciones y contradicciones y ver cómo vencen (o no) sus miedos. Se utilizan en la construcción de personajes para darles profundidad y para que el espectador sea testigo de su lucha interior. También se emplean a menudo para despistar a la audiencia.

¿Existían indicios de que Daenerys poseía un carácter temperamental? Sí, existían indicios de que poseía un talante incendiario. Pero también existían pistas que indicaban que era una gobernanta compasiva con las clases bajas.

Los mismos indicios de ambigüedad se han empleado durante la serie para definir a otros personajes que ahora son completamente heroicos: durante varias temporadas se ha presentado a Sansa como “la mejor aprendiza de Cersei”, por su talento para la manipulación, su capacidad para mover los hilos y salir victoriosa e incluso por sus peinados. También Arya ha sido un personaje fundamentalmente guiado por la venganza, que ha mostrado en ocasiones una extrema frialdad y rasgos de personalidad perturbadores (lejos queda ahora su pasado como cocinera de empanadillas humanas).

Y ahí está la clave, no todos los indicios tienen que cumplirse en una ficción, pues simplemente sirven para conducir la trama creando expectación, pero no sirven por sí solos como justificación narrativa de un “arco de transformación”.

Un “arco de transformación” apresurado


¿Están entonces los fans enfadados porque Daenerys es una villana cuando se presentó como una heroína? La respuesta simple es “sí”.

La respuesta compleja es que es una villana o una antiheroína cuyo “arco de transformación” no resulta del todo convincente. En el contexto actual, los espectadores están acostumbrados a admirar a personajes de series de ficción que representan una moralidad relajada como Walter White o Tony Soprano, disfrutando y aplaudiendo incluso sus actos violentos, por lo que no parece que esa sea la causa principal del rechazo de los fans. La cuestión, entonces, es el modo.

En Cómo convertir un buen guion en un guion excelente, manual básico para la escritura audiovisual de Linda Seger, se explica cómo los “arcos de transformación” son fases que determinan la evolución de los personajes a lo largo de su historia.

Existen dos tipos básicos: el radical y el progresivo. El primero se produce como consecuencia de una experiencia traumática. Teniendo en cuenta que Daenerys es huérfana, ha sido maltratada por su hermano, vendida en matrimonio, violada, traicionada por todos sus asesores y ha perdido a sus personas más queridas, además de a dos de sus hijos (dragones), parece bastante inconcebible que el rechazo de Jon y la pérdida del amor romántico (“Elijo el miedo”) sea la razón final que provoque un cambio tan fuerte.

Entonces queda la otra opción, que se haya enfocado como un “arco de transformación progresivo”, que además siempre es más recomendable por la empatía que se establece entre espectador y personaje a lo largo del tiempo. No obstante, el espectador percibe que “algo va mal en Daenerys” a partir del capítulo “El último de los Stark” (8×04), a tres capítulos del final, y sobre todo porque otros personajes así lo manifiestan. Como afirma Seger, “lleva tiempo transformar a un personaje”, y para que el espectador entienda la conversión se requieren más contradicciones entre sus deseos principales y secundarios, como veremos a continuación.

La ausencia de contradicciones entre sus deseos


David Corbett afirma en El arte de crear personajes: en narrativa, cine y televisión que un personaje gana complejidad cuanto más entren en conflicto su deseo principal con sus deseos secundarios.

En ese sentido, cuantas más veces el personaje confronte sus deseos contradictorios mayor será su complejidad narrativa porque estará diseñado con matices.

Veamos el caso de Eddard Stark, siempre guiado por su sentido del honor, y que finalmente miente para salvar a su propia familia, lo que le acerca a la humanidad y le aleja del heroísmo perfecto.

También está el caso contrario, el camino de redención emprendido por Theon Greyjoy, cuyo auténtico deseo es sentirse en paz con su propia identidad, pero cuyo instinto de supervivencia le aleja de esa meta hasta su final heroico.

El deseo principal de Daenerys es el trono, de eso no hay duda, pero el problema es que en esta temporada su deseo secundario de proteger al pueblo (repetido múltiples veces) ha desaparecido por completo. Ni siquiera hay oposición entre deseo principal y secundario, una confrontación que sí hubiera justificado su conversión en villana.

Daenerys no tiene lucha interior, ha dejado de tener matices y es unidimensional, reduciéndose finalmente al estereotipo de “tirana”.

En definitiva, los seguidores, que se han convertido en espectadores audiovisuales exigentes, no se sienten tan defraudados por lo que sucede (la conversión de Daenerys en villana o antiheroína) sino por el cómo sucede (una transformación forzada según la guía básica de la construcción de personajes en guion).The Conversation


Irene Raya Bravo, Profesora Sustituta Interina Acreditada Ayudante Doctora, Universidad de Sevilla

This article is republished from The Conversation under a Creative Commons license. Read the original article.


 

seguir leyendo

Series

Funko Pop! sorprende y recrea épica escena de Game of Thrones

La empresa de las figuras pop recreó una de las escenas icónicas de la temporada pasada de GoT.

Javier Negrete Yáñez

Publicado

el

La compañía estadounidense que fabrica juguetes relacionados con la cultura pop recreó la última escena de la temporada siete de Game of Thrones. El video se encuentra en el canal de Youtube de la serie que cada domingo es transmitida por HBO.

En la animación de un minuto y veinte y seis segundos, se observa a Tormund Giantsbane y Beric Dondarrion en La Gran Muralla o The Wall  cuando eran atacados por el Rey de la Noche en el final de la season pasada.

La animación mostró cómo el recinto que la Guardia de la Noche protegía, era destruido por el líder de los caminantes muertos montando al dragón que mató en la batalla previa contra Jon Snow y Daenerys Targaryen. Con lo anterior, su ejercito pasó el muro de hielo y ratificó, en el último episodio, que The Winter Is Here o como lo mencionó Funko en la caricatura, Funkos Are Here. 

Clip de Funko Pop!


Video original de la serie


seguir leyendo

Series

Última temporada de «House of Cards»

Macarena Farrán

Publicado

el

Netflix informó que la sexta y ultima temporada de la premiada serie «House of Cards», se estrenará el 02 de noviembre, de este año.

Tras el despido de Kevin Spacey, debido a las polémicas acusaciones de abuso sexual en su contra. Su personaje de Frank Underwood, a quien habría interpretado desde hace 5 años, tendrá un destino desconocido. Rumores señalan que este fallecería.

Tal y como se mostró en la quinta temporada, su esposa Claire Underwood (Robin Wrigth) estaría a cargo del indulto en contra de su esposo.

En esta nueva temporada, será Claire quien llegará al poder, posicionándose como la nueva Presidenta de los Estados Unidos.

(más…)

seguir leyendo
Publicidad